sábado, 30 de marzo de 2019

Jacetano que triunfa - 1991


     Tengo un amigo, que ya hace años que no veo, que le hacía mucha gracia una sección del Pirineo Aragonés, la de “Jacetanos que triunfan”. Como yo había ojeado y luego leído el Pirineo desde siempre, no me parecía chocante como sección sino que me llamaba la atención, si acaso, por la proximidad o lejanía de la persona que se mencionaba. Como los que mantenemos este blog estamos siempre a la caza de citas o menciones de las actividades del Grupo o de sus componentes, traemos hoy una muestra de esta sección en que se subrayan los méritos de un jacetano que formó parte durante unos años de nuestra agrupación. Sus comienzos brillantes le llevan a una trayectoria notoria en lo profesional, político y comunicacional.

Álvaro


JACETANOS QUE TRIUNFAN

     Traemos a nuestras páginas a don Mario Garcés Sanagustín, nacido en Jaca el 29 de abril de 1967, quien en recientes oposiciones celebradas en Madrid ha ganado brillantemente la plaza de Inspector de Finanzas del Estado.

     Don Mario Garcés Sanagustín es hijo de don Ángel Garcés y de doña Adoración Sanagustín, matrimonio jacetano muy apreciado en nuestra ciudad. Don Mario Garcés estudió el bachillerato en el Instituto “Domingo Miral” de Jaca y los estudios superiores en Zaragoza, habiendo sido el número uno de su promoción de la Facultad de Derecho de la Universidad de Zaragoza (1984-1989). Es diplomado en Derechos Humanos por el Instituto Internacional d Derechos Humanos de Estrasburgo (Francia 1988). Así mismo fue finalista en el certamen jurídico “René Cassin” (1989) en Estrasburgo, ante el Tribunal Europeo de Derecos Humanos.

     Su hermano don Ángel es abogado y profesor de Derecho Administrativo en la Universidad de Zaragoza.

     Felicitamos muy cordialmente a este ilustre jacetano que tan elevado ha puesto su palmarés universitario, destacándose brillantemente a lo largo de sus estudios superiores y en las recientes oposiciones celebradas en Madrid para Inspectores de Finanzas del Estado.


PirArag 5584 09/07/1991 pág 5


jueves, 28 de marzo de 2019

J.A. Labordeta habla de nuestro primer disco - 1980


En defensa del folklore

Hace varios meses exaltaba en estas mismas páginas la calidad de este grupo folklórico de Jaca. Hoy, con su primer trabajo discográfico en mis manos, me reitero en todas mis anteriores observaciones: Hoy por hoy este grupo es el más serio y sólido de todos los que hay por nuestra tierra.
Suena maravillosamente el Paloteado de Aragüés del Puerto, o la hermosa Albada de Embún. Todo el trabajo discográfico es de una enorme coherencia y dignidad. Algunos cortes son asombrosos, y sobre todo será más asombroso para aquellos «baturros» que desde las páginas del «Heraldo» acusaban a ciertas gentes el inventarse un nuevo folklore aragonés que nunca había existido con gaitas y acordeones. Pues que oigan el Chinchecle de Bielsa y que luego vayan a aquellas tierras a decirles que eso no es aragonés. Lo que no es, es «baturro», pero si en esta tierra hay algo realmente aragonés, es lo que cantan e interpretan estas gentes de Jaca.
Nadie somos culpables de que durante años el folklore haya estado en manos de monopolios analfabetos. Hoy, estos «mocés» de arriba vienen a decirnos cosas que asombrarán a muchos.
Mientras tanto, ellos siguen sin ser invitados a actuar en la mini «villa y corte» zaraloniana. Esperemos que algún día la Escuela Oficial de Jota haga algo para que las gentes del valle encontremos nuestras viejas raíces célticas en estas hermosisimas piezas altoaragonesas.
El disco —que tan sólo cuesta doscientas cincuenta pesetas— debería estar en todas las casas de aquellos que se llaman aragoneses. Es un buen consejo. Y un buen homenaje a Veremundo Méndez, nuestro poeta cheso de quien se canta una muy hermosa jota de allá arriba.

J. A. Labordeta

(Grupo Folklórico Alto Aragón, En recuerdo a unos valles. Belter)

Andalán Nº 267 02/05/1980 pag 12

martes, 26 de marzo de 2019

Participación en el Festival de Jaca - 1991


Jaca ultima los preparativos de una nueva edición del Festival Folklórico lnternacional de los Pirineos

Entre el 28 de Julio y el 4 de Agosto se darán cita jóvenes de
24 países de los cinco continentes

…/…
La próxima edición que será la XXIX del Festival…

Más de 1800 jóvenes representando a 24 países de los cinco continentes van a protagonizar el Festival del 91, con grupos tan representativos como…

No olvidemos que el Festival Folklórico Internacional de los Pirineos que es el único que cuenta en el mundo con el patrocinio de la UNESCO por su carácter no competitivo y uno de los de mayor tradición y solera en el mundo cultural europeo, tiene sus participantes más numerosos en los grupos procedentes de Francia y España. …


RELACIÓN DE PAISES Y GRUPOS PARTICIPANTES

…/…

ESPAÑA.- Grupo de Crevillente (Alicante) – Agrupación Folkl´rica “Els Broll” (Ibiza) – “Lembranzas Galegas” (Vigo) – Grupo Municipal de Jota, Grupo Alto Aragón y BandaMunicipal de Música (JACA) – Banda de Música de Paracaidistas (Alcalá de Henares)
…/…

PirArag 5579 _05-07-1991_pag 7




PROGRAMA DEL XXIX FESTIVAL FOLKLÓRICO DE LOS PIRINEOS

Del 28 de Julio al 4 de Agosto

…/…
Jueves 1 de Agosto
…/…
22,45 horas.- Pabellón del Festival (Avda Perimetral s.n.). Esta noche se dan cita los grupos folklóricos de:
     “GRUPO DE ARTES POPULARES GORISTSVIT” de LVOV, URSS
     “GRUPO FOLKLORICO TOKOL” de TOKOL, HUNGRIA.
     “GRUPO FOLKLORICO ALTO ARAGON” de JACA, ESPAÑA
…/…

PirArag 5582 _26-07-1991_pag 4



domingo, 24 de marzo de 2019

Artículo de José Antonio Labordeta - 1979


     Se pone en contacto con nosotros Sergio Sánchez de Pirineum Multimedia, para una colaboración de algo que está preparando (vamos a ser discretos), y ya Paco Betés le remitió no hace mucho a que revisara este blog. Le ha sido útil, pero siempre se pueden redondear los temas, por lo que va hablando con unos componentes y con otros para pulir detalles. Tenemos una "laaarga" conversación telefónica, hablando del blog, de nuestras actividades, viajes, anécdotas, etc. y por supuesto quedamos que le facilitaremos lo que busca.
     De Pirineum M. tenemos alguna entrada en este blog, y Sergio tampoco es una persona ajena, ha salido en Santa Orosia con nuestro grupo de paloteao. Lo mejor, es que aún no le hemos conseguido lo que busca y nos hace un regalo que los del Grupo y seguramente nuestros lectores apreciarán, dos joyicas, que son sendos escritos de nuestro admirado y querido José Antonio Labordeta, q.e.p.d. en la revista ANDALÁN.
Aquí va el primero.
Gracias Sergio, y GRACIAS José Antonio.

Álvaro


«Alto Aragón», un grupo importante

Encontrarse de golpe, a las doce de la mañana de un día de septiembre, en la plaza de un pueblo del Alto Aragón, con un grupo tan importante como este de Jaca, es algo que uno a veces piensa si no andará por en medio la brujería de Angel Gari, haciendo de las suyas.
Lo primero que hace este grupo es añadir, como quien no quiere la cosa, un contrabajo a la rondalla. Y suena maravillosamente porque este instrumento sustituye al viejo guitarrón olvidado para siempre. Y luego, explicando humildemente su trabajo, van mostrando al público, en unas condiciones escénicas de verdadera heroicidad, todo su repertorio. Repertorio que alcanza cotas impresionantes con la jota chesa, el paloteado de Lanuza —requiem por ese hermoso pueblo—, el de Jaca, tocado con pito y chicotén, o todos los bailes de Bielsa interpretados con acordeones, como debe ser. Y todos los bailes magníficamente ataviados según la zona y los valles.
Quiero decir, sin sonrojo ninguno, que de todos los grupos folklóricos aragoneses que he visto, son los mejores. No tienen un gran jotero, de acuerdo. No tienen grandes bailarines, de acuerdo. Pero durante dos horas el conjunto es perfecto, magnifico. Y además son el primer grupo que muestra a los espectadores el variopinto folklore aragonés haciendo un repaso serio y estudiado, desde el norte al sur, desde los Pirineos hasta el Javalambre.
Cuando me dijeron de asistir a este espectáculo, estuve a punto de no hacerlo, porque me suponía su repertorio. Cuando los vi, me quedé asombrado de su trabajo. Creo que la Diputación de Huesca, la Delegación de Cultura y el Ayuntamiento de Jaca. deben apoyarlos por encima de muchas cosas, porque su trabajo es de lo más serio que me he encontrado por ahí. Después de Viello Sobrarbe de Anchel Conte. no había vuelto a gozar tanto con un grupo folklórico aragonés como el otro día con el «Alto Aragón». Esperemos que un día las autoridades folkloristas zaragozanas se dignen traerlos hasta lo que los chicos del grupo llamaban —creo que equívocamente— «Cátedra de la Jota», para asombro, gozo y admiración de espectadores.

J. A. Labordeta

Andalan Nº 237   28/09/1979  pag. 16

miércoles, 20 de marzo de 2019

Entrevista a J.A. González - 2019


ENTREVISTA A JOSÉ ÁNGEL GONZÁLEZ ESCARTÍN, PRIMER PRESIDENTE DEL GRUPO FOLKLÓRICO ALTO ARAGÓN

¿Cómo se planteó formar un grupo folklórico independiente?
Influyeron “la vehemencia propia de la juventud” y el ambiente reivindicativo de la sociedad en los meses previos a la muerte de Franco: cantautores, manifestaciones pro-autonomía, etc. Efervescencia social evidente en un sentido muy claro. Se nos fue contagiando, a nuestros 18-20 años, un cierto interés por la “autogestión” o, como mínimo, por una participación en las decisiones de los dos grupos que nos “asociábamos” para las actuaciones: la Rondalla de Escolapios y el Grupo de Jota de la Sección Femenina.     

¿Notaste trabas u oposición por parte de Escuelas Pías o Sección Femenina?
No, no hubo ni trabas, ni oposición; “expectación atenta a los acontecimientos”…sí.
El “pistoletazo” de salida de la idea se gestó en un viaje de varios días a Oviedo en septiembre del 75. Estábamos mucho tiempo juntos y algunos de los más mayores (no superábamos los 20 años) teníamos ciertas inquietudes socio-políticas en torno a lecturas de publicaciones de la época, tales como Andalán, Cuadernos Para el Diálogo, Triunfo…  y a los discos y conciertos de Labordeta. Se unía el convencimiento, no exento de soberbia juvenil, de que éramos capaces de darle un “toque” a la agrupación más específico y adecuado a los tiempos.  
Naturalmente, eso podía sonar, a “rebelión de los chicos” por la influencia política del momento. Como  lo suponíamos, fuimos muy cuidadosos en la escalinata del Seminario de Oviedo al transmitir la idea inicial en presencia de los responsables de la rondalla y el grupo de jota. Pero además teníamos el sincero interés de “aportar”, “sugerir”, “sumar”; no de “romper”, “reprochar”,… y eso fue certeramente transmitido por el padre Pereda al padre rector Mariano Blas, y por las representantes de la Sección Femenina a sus superiores. No obstante,  un cierto “mosqueo” inicial sí hubo. La inmensa mayoría éramos adolescentes, pero quedó claro, respetuosamente, que teníamos el apoyo entusiasmado de todos los componentes del grupo (unos 50 de edades entre 12 y 20 años) y que si convencíamos a los responsables de que la idea era buena, no tenía por qué haber problema.  
Digamos que se estimó oportuno que yo fuera el portavoz o coordinador inicial, pero todo lo consensuábamos: poco menos que hacíamos votaciones para “ver si votábamos” -bromeábamos con Álvaro-, las reuniones eran frecuentes, de asistencia masiva y larga duración. 
Nos citaron a una reunión con el padre Mariano a la que tuvimos que acudir un máximo de tres representantes (digo yo, con sorna, que “para no caer en el delito de sedición”). Como era “un duro hueso de roer”, me preparé el “discurso argumental” a fondo en pro de la fundación del grupo. Lo sometí a la crítica y aportaciones de varios compañeros y lo grabé en una cinta de casete. Esto me permitió pulir al máximo la esencia de lo que queríamos transmitir con la mayor claridad posible. Con el respaldo del resto del grupo, planteé al padre Mariano la posibilidad de no entrar en materia hasta que escuchara la cinta (el discurso iba acompañado de una copia en papel). El padre Mariano tenía un rictus… digamos “tensamente expectante”. Poco a poco se fue relajando. Creo que se convenció de que no había el menor indicio de “rebelión de los muchachos”. Se quedó con las copias y nos dijo que nos darían respuesta (francamente no recuerdo si en la reunión estaba la representante de la Sección Femenina, Inmaculada Suárez, supongo que sí). A los pocos días  nos dieron el “placet” de que siguiéramos adelante: Hacer una asociación juvenil, legalizada-autorizada, con una junta directiva, en la que habría dos vocales permanentes por parte de Escolapios y de Sección Femenina… Y comenzamos a andar.

¿Veías receptivos a los futuros componentes del nuevo Grupo?

Absolutamente. Sin reservas. Con total entusiasmo. Lo que no deja de ser curioso, siendo la mayoría de las familias conservadoras (militares, profesiones liberales, comerciantes, pequeños empresarios). Cabe suponer que los gestores de la idea éramos merecedores de una cierta confianza inicial, como nos demostraron los compañeros y compañeras más jóvenes y sus familias desde el minuto cero y en viajes de cierta enjundia, dirigidos y controlados por nosotros mismos sin ninguna supervisión.
Echando la vista atrás en el tiempo y habiendo sido padre, es  muy de agradecer la confianza depositada en nosotros. 

¿Recibisteis apoyo moral o efectivo en el proceso de elaboración de estatutos, formación de la junta, etc.?
Por parte de Escolapios y Sección Femenina el apoyo fue total, pero sin inmiscuirse en nuestro proceso de arranque. Nos pusieron a disposición locales de ensayo en el Colegio y Sección Femenina nos facilitó una sede social que nos pareció el palacio de Versalles. Nos dieron apoyo logístico inicial básico de material de oficina y constituimos un “comité de trabajo”. Acudíamos a la sede, que se convirtió en nuestro “local juvenil”, todos los días a partir de las cinco de la tarde para colaborar en la elaboración de la documentación de la asociación e iniciamos la costumbre de darnos una vuelta al final. Estábamos pletóricos.
Todo esto suponía una gasolina moral impagable. Pero es que además nos lo pasábamos genial. En un otoño oscuro y frío en Jaca que no tenía especiales alicientes entre semana, era un buen motivo de esparcimiento.
En los primeros días de constitución oficial del Grupo mantuvimos una reunión con el Sr. Alcalde Armando Abadía, quien nos manifestó su buena disposición para apoyarnos, en lo posible, económicamente (fue testimonial y puntual) y desde luego institucionalmente como embajadores del nombre de Jaca en calidad de grupo unificado sobre la base de la etapa anterior.

¿Teníais objetivos claros para cuando estuviera formado el Grupo?
Habíamos hablado mucho. Al mismo tiempo que organizábamos la constitución oficial del Grupo como Asociación Juvenil, hacíamos asambleas para captar ideas y proyectos.
Había un objetivo sustancial: Mantener lo que se nos había enseñado y tender a “desuniformar” el concepto folklórico oficial de Aragón, lo cual se venía fraguando en diversas publicaciones y foros, como Andalán. Queríamos descubrir las singularidades del Alto Aragón en particular y de la región aragonesa, tanto en los bailes, como en el vestuario y tratar de rescatar, antes de que desaparecieran las personas mayores que lo conocían, todo aquello que estaba casi perdido. Eso lo tuvimos muy claro desde el principio.
El otro objetivo, según “el signo de los tiempos” era conseguir que toda decisión fuera colegiada, previamente debatida y aprobada por mayoría. Eso quitaba agilidad en las decisiones, pero nos daba un marchamo de “autenticidad democrática”.      

¿Te ocasionó mucho trabajo?
A partir de la primera asamblea “constituyente” para elegir junta directiva, en la que fui elegido presidente, dediqué gustosamente la mayor parte de mi tiempo libre, al igual que el resto de la Junta. No tenía mérito alguno, ni requería esfuerzo obligado,  porque la ilusión y la satisfacción eran continuas en cada pequeño logro que conseguíamos, sin olvidar que el ambiente era de puro divertimento. No puedo considerar “trabajo” aquellos meses del 75 y 76, sino más bien algo parecido a pasarse por “el club” a estar en buena compañía.

Tu situación personal, siendo miembro del ejército y queriendo entrar en la Academia General Militar, ¿te resultó compatible o fue un gran quebradero de cabeza?

Por las mañanas y algunos días completos, estaba en las dependencias militares, pero el resto de tiempo lo tenía libre y por tanto no me supuso el menor inconveniente dedicarme, junto con el resto de compañeros habituales, al proyecto. Es cierto, como apuntas, que  a partir de enero del 76 empecé a preparar la oposición a la AGM de oficiales y también a la de suboficiales y eso me requirió organizarme para compatibilizar ambas actividades, pero ya el Grupo empezaba a rodar. Habíamos obtenido la autorización administrativa y organizativamente ya estaba en marcha; pasarme al final de la  tarde o algún rato el fin de semana por las oficinas después de varias horas de “codos” resultaba justamente un relax.

Una vez formado el Grupo, fuiste lógicamente el primer presidente, ¿cómo viviste esos comienzos?
Yo no diría “lógicamente”. Es cierto que en todo proyecto puede haber alguien que lance la primera voz o sugiera un primer paso y que en este caso fui yo. Simplemente por razón de disponibilidad coordiné los primeras acciones organizativas. 
Probablemente también influyó en el apoyo recibido mi buena relación con el responsable de Juventud Local. También el  hecho de que una parte de los miembros del grupo procedía de familias de oficiales y suboficiales de la guarnición de Jaca, que me conocían a mí a y a los miembros más mayores de la agrupación.
Fueron momentos de ilusión y satisfacción continua por cada logro que conseguíamos.

¿Te lo pasaste bien?, ¿puedes citar alguna o varias anécdotas que recuerdes con cariño?
Hasta tal punto lo pasé bien ese curso 75-76 con dedicación particular preferente al Grupo que lo recuerdo como uno de los más felices de mi vida.
La cita en la tarde del viernes para ensayar en los locales de Escolapios y luego “dar una vuelta” y tomar algo “en cuadrilla” era habitual. El que se retrasaba, sabía que solo tenía que preguntar en los bares del circuito o a alguien por la calle y rápidamente averiguaba dónde se hallaba “el personal”: <<Sí, “los del Grupo” estaban hace un rato en el bar tal…>>.
Y… si tocaba asamblea, pues la tarde del viernes o el sábado ya sabíamos que nos juntaríamos en la sede. Un rato de charletas y bromas, anécdotas, sucedidos, celebraciones (cumpleaños o lo que tocara) y preparación de vestuario o lo que fuere. Así íbamos afianzando “espíritu de grupo” y amistad. Teníamos un proyecto de todos y todos nos implicábamos.
En cuanto a anécdotas, son muchas las que están recogidas en el blog de la web  del Grupo. Hay una anécdota que es casi desconocida:
Cuando ya teníamos todo el material impreso con el escudo oficial del grupo (observo con satisfacción que se ha mantenido intacto sin caer en ese afán por “actualizar” vía logotipo tan “al uso” hoy en día), recibí una llamada del dueño de la antigua tienda de Falcón en la calle Mayor. Me decía  que Fabri, el pintor, su cuñado, quería verme. Resulta que el escudo lo había confeccionado yo, en papel vegetal y tinta china basándome, en  un banderín de una de las primeras ediciones del Festival Folklórico de los Pirineos. El diseño era de Fabri. La pareja de baile era muy parecida, con los añadidos de los instrumentos, la Peña Oroel y otros.
Había visto el banderín por casa y me gustó la idea, eso era todo. Mi sorpresa fue que, cuando fui a hablar con él, me montó una comedia que me tragué y me empecé a preocupar seriamente. Sacó el cartel original enorme, me habló de propiedad intelectual, de plagio, de acciones legales, de prohibición absoluta de enviar sobres y folletos con ese escudo…   Le dije que había cogido la idea de un banderín viejo, pero que no había el menor interés de beneficio de marca ni nada parecido; que estaba modificado y con elementos añadidos que lo diferenciaban del cartel en cuestión y que si tenía que tomar medidas legales y estaba en su derecho, que lo hiciera. Insistí en que el Grupo nada tenía que ver, que yo desconocía tales asuntos de propiedad, que no teníamos fondos de ninguna clase, que ya habíamos enviado decenas de cartas “al mundo” y que el único objetivo era llevar el nombre de Jaca.  
Al final se interesó por el Grupo y me dijo “que era una broma”, que ya veía que era con buena finalidad.  Lo cierto es que probablemente un tribunal le hubiera dado la razón en cuanto a plagio no consentido…  pero me dio la tarde.
Y como anécdota personal muy especial que recuerdo con nostalgia, agradecimiento y cariño fue que en el verano del 76, superada la primera fase de ingreso en la AGM, debíamos pasar un campamento muy duro de tres meses. Un día del mes de Agosto recibí ¡21 cartas! (que conservo) absolutamente motivadoras; yo creo que como consecuencia de aquello (casi me arrestan por desmoralizar a los compañeros y marear al cartero repitiendo 21 veces mi nombre) debió de entrarme tal grado de adrenalina en el cuerpo que superé con creces la recta final de “aquella prueba”. Gracias de nuevo, allí donde estéis, después de casi 43 años.  

Tu actividad profesional y familiar, ¿te ha permitido seguir la trayectoria del Grupo?
En cuanto a participación, apenas no desde hace más de 25 años, pero gracias a la página web he podido seguir su trayectoria con gran satisfacción. Participé en el 25 aniversario, pero lamentablemente por razones de ocupación laboral, no pude hacerlo en el 40.  

A estas alturas, después de 43 años, ¿te gustaría refrescar las relaciones, colaborar en algo, o volver a participar?
Por supuesto que me encantaría refrescar esas relaciones a pesar de que ya no tengo vínculos con Jaca, desde el fallecimiento de mis padres, y colaborar en cuanto esté en mi mano. Volver a participar también me encantaría y ya supongo que con las nuevas tecnologías se puede ensayar teniendo partituras y soporte sonoro, con asistencia esporádica a ensayos. Con vistas a la próxima jubilación estaría encantado de retomar una relación más directa. Al fin y al cabo, Zaragoza y Ayerbe, mis lugares actuales de residencia, están muy cerca. Ojalá sea posible y de utilidad para el grupo mi pequeña aportación.

¿Tienes alguna idea que pueda enriquecer nuestro presente o futuro?
Sería de extrema dificultad en estos momentos y a estas alturas que se me pudiera ocurrir algo novedoso, con tanto compañero “metido en harina” en el día a día y contando con la experiencia cercana de buen número de veteranos de reconocida competencia. Me esforzaré gustosamente en aportar algo basado en mis vivencias o formación que pudiera ser de utilidad.
Hay algo que puede ser novedoso en el Grupo: el sonido de mi precioso bandurrín de palosanto de un palmo que, a pesar de su pequeñez, suena como “arpa de querubín”, más por mérito del luthier,  que de su tañedor. Me comprometo a que me acompañe en mi primer ensayo de reciclaje y “sus mercedes” juzgarán.  

Puedes añadir cualquier cosa que consideres oportuna. Siéntete libre de incorporar temas que no se plantean en esta entrevista.
Pues solo me queda añadir que aquellos primeros años 75-85, fue el Grupo Alto Aragón, por mérito compartido de todos los que tuvimos el placer de ver nacer y crecer aquel proyecto inicial, una escuela de convivencia,  amistad , de práctica real de democracia y respeto por la mujer y el más débil. Tenía el mismo peso y consideración la opinión y las sugerencias de un Mario de 12 años que las de un Javier de 23, las de una Susana de 13, o las de una Maribel de 22.
No deja de ser curioso que hoy es de extrema dificultad encontrar debates en televisión en donde se respeten las intervenciones sin interrumpir al que habla. Aquellas asambleas duraban, tal vez, demasiado, pero se respetaban los turnos y las intervenciones y todos sabíamos que acabaríamos exponiendo ante los demás aquello que nos interesaba exponer y que las decisiones se aprobarían por consenso.
Nacimos independientes de cualquier influencia empresarial de mecenazgo o dirección institucional, con nuestros propios medios. Tal vez ese haya sido el secreto de su permanencia en el tiempo.
Mi felicitación y mi compromiso de tratar de aportar en el futuro mi modesta contribución, con la seguridad de que recibiré infinitamente más de lo que pueda torpemente aportar. Gracias por seguir ahí, hijos y nietos del inicio. Un abrazo sincero y sentido. Gracias. Hasta pronto (D.V.)
         Álvaro

jueves, 14 de marzo de 2019

Participación en las Fiestas de Jaca - 1991



DIA 25. MARTES. SANTA OROSIA
A las 7 horas. Rosario de la Aurora por las calles de la Ciudad.
A las 9 horas. Misa en la S. I. Catedral.
A las 9,30 horas Recepción por los Excelentísimos Cabildo Catedral y Ayuntamiento, a los peregrinos que portan las Cruces de las “Tres Veredas”. con entrada Procesional hasta la S. I. Catedral.
De la S. I. Catedral saldrá la Procesión de Santa Orosia con el preciado Relicario en el que se conservan los sagrados restos de la Patrona de Jaca y su Diócesis.
En la Plaza de Biscós. veneración de Las Reliquias por el pueblo y ofrenda floral a nuestra Excelsa Patrona.
El Grupo Folklórico Alto Aragón participará con el Dance de Santa Orosia en la Procesión. A su regreso a la Catedral, se celebrará la Santa Misa.
A las 19 horas. En la S. I. Catedral, Santa Misa. Seguidamente Función de Culto a la Santa.


Día 27 de Junio, Jueves
A las 10 horas. - En la Plaza de Biscós. Parque infantil hasta las 14 horas.
A las 13 horas. -  Salida de la Comparsa de Cabezudos con Charangas y Peñas.
A las 17 horas. - En la Residencia de Ancianos, Fiesta con espectáculo.
A las 17 horas. - En la Plaza le Biscós. Parque infantil hasta las 19.30 horas.
A las 18 botas. - En la Plaza de Toros. “FIESTA DE LA ESPUMA”.
A las 19 horas, - Festival de Jota con la participación del Grupo Folklórico “Alto Aragón”, Grupo Municipal de Jota
A las 20 horas. -  En la PIaza de la Catedral se ofrecerá “Chocolatada”.
A las 20 horas. -  Tamborrada por las calles de la Ciudad.
A las 20.15 horas. - Pasacalles de Peñas por las calles de la Ciudad.
A las 20.30 horas. -  En la Plaza de La Catedral. Verbena infantil. amenizada por la Orquesta “PETANCA”.
A las 23 horas. - En la Plaza de la Catedral, Verbena Popular, amenizada por la Orquesta “PETANCA” En el descanso se ofrecerá a los asistentes degustación de quemadillo de ron.

Semanario “El Pirineo Aragonés” Núm 5576 y 5577 del 14 de Junio de 1991 - Págs. 14 y 15




sábado, 9 de marzo de 2019


La Real Academia de Nobles y Bellas Artes de San Luis reconoció al Grupo Folclórico «Alto Aragón» con la Orden de Mérito de la institución

Esperanza Altuzarra inmortaliza la esencia y el alma del Alto Aragón y sus gentes


E.P.A.- Una actuación del Grupo Folclórico «Alto Aragón» durante el ciclo de actividades navideñas que organiza cada año la Real Academia de Nobles y Bellas Artes de San Luis en el Patio de la Infanta de Zaragoza se cruzó en el camino de la artista Esperanza Altuzarra. Fue un amor a primera vista, un encuentro que reanimó en ella los versos del poeta Gabriel Aresti y su obra La casa de mi Padre (Defenderé la casa de mi padre, contra los lobos, contra la sequía, contra la usura, contra la justicia (...) Me moriré, se perderá mi alma, se perderá mi prole, pero la casa de mi padre seguirá en pie).

     Fruto de aquel descubrimiento surgió el gran proyecto de retratar a cada uno de los componentes del Grupo Folclórico «Alto Aragón» en una serie de lienzos y dibujos que, en una primera entrega, se han reunido en la exposición. El Altoaragón y sus gentes. Retratos de Esperanza Altuzarra, que hasta el 22 de abril puede visitarse en el Museo Diocesano de Jaca. La pintora ya ha anunciado que en los próximos meses seguirá con su ambicioso cometido, hasta completar ese gran mural de retratos inspirado en el “convencimiento de que el espíritu debe mantener viva la memoria y aspirar el aliento de quienes nos precedieron antes de que pueda disiparse en el olvido”, según palabras de la propia artista. Las obras de Altuzarra consiguen precisamente que los personajes trasciendan a su tiempo y se conviertan en imágenes vivas de lo que representa la cultura jacetana, a través del folclore y las tradiciones que encarna el Grupo Folclórico «Alto Aragón». Son retratos del presente pero que hablan también del pasado y del futuro de las gentes de estas montañas. “Más que personas con nombre, he pintado una actitud, al ser humano que he visto a través de esas líneas e imágenes con las que he conectado”, explica la artista.

     La exposición El Altoaragón y sus gentes, organizada por la Real Academia de Nobles y Bellas Artes de San Luis, fue inaugurada el viernes en el Museo Diocesano, en la víspera del ingreso del canónigo Jesús Lizalde en esta institución académica. El acto se convirtió, además, en un homenaje al Grupo Folclórico «Alto Aragón» al que se le hizo entrega de la Orden de Mérito de la Real Academia, en reconocimiento a su “excelente trabajo de recopilación y salvaguarda del folclore de los valles pirenaicos aragoneses”.

ALMA Y ESENCIA
     La exposición de Esperanza Altuzarra ha conseguido “captar la esencia y el alma” de cada uno de los componentes del Grupo Folclórico «Alto Aragón que aparecen retratados”, comentó la directora del Museo Diocesano, Belén Luque, que ha colaborado en la organización de la muestra. Es un trabajo que nace del deseo de la artista “de hacer un homenaje a nuestros mayores, antes de que su memoria pueda perderse en el olvido. Y en eso coinciden la pintora y el Grupo «Alto Aragón» de Jaca, quienes desde una labor metódica. abnegada e incansable han sabido proteger nuestras tradiciones, indumentarias, bailes y cantes, y darlos a conocer por todo el mundo”, aseguró.

     Javier Ferrer, Académico Numerario en la Ciudad de Jaca y comisario de la exposición, valoró el “inusitado y colosal trabajo de recopilación y salvaguarda” que ha hecho el Grupo Foiclórico «Alto Aragón» durante más de cuatro décadas, “Ese tesón no ha pasado desapercibido para muchos estudiosos y especialmente para la Real Academia de San Luis, que acoge y acompaña esta faceta de expresión popular que forma parte por derecho propio de las bellas artes”, recordó Ferrer ante sus compañeros y amigos del grupo folclórico jacetano.
     Los colores que conforman las ricas vestimentas de los distintos valles pirenaicos, y las expresiones folclóricas y musicales, elementos todos ellos “de gran belleza plástica”, son los que llamaron la atención de la artista. “Esperanza se enamoró del Grupo Folclórico «Alto Aragón» y dio pie a esta aventura apasionante que ha dado como fruto esta exposición”, dijo Ferrer. “Estamos ante una pintora excepcional que no deja de sorprendernos con su obra siempre llena de riqueza visual”, aseguró.

     El alcalde de Jaca, Juan Manuel Ramón, también destacó la sensibilidad de una artista que con sus pinceles ha sabido “plasmar el alma de nuestras tradiciones” y reflejar en sus cuadros la esencia del trabajo que el Grupo Folciórico «Alto Aragón» viene haciendo desde hace años para “recoger las tradiciones que tan orgullosos nos hacen sentir y que tan perdidas estaban en algunos casos”.
     El presidente de la Real Academia de Nobles y Bellas Artes de San Luis, Domingo J. Buesa Conde, reconoció por su parte la importancia de esta exposición por un doble motivo. En primer lugar, es un reconocimiento a todas las gentes que “con mucho sacrificio, esfuerzo, trabajo personal, renuncias familiares y sinsabores han intentado salvaguardar y recuperar todo ese enorme patrimonio que constituye ]a identidad de un pueblo, en este caso de nuestra tierra y montañas”. “La música, de alguna manera el baile, el traje y la voz constituyen la manifestación más hermosa de un pueblo a lo largo de la historia”, razón por la que la Academia ha querido “agradecer públicamente” todo el trabajo realizado por el Grupo Folclórico «Alto Aragón». En segundo lugar, este homenaje es también importante porque “se hace a través del arte”, en este caso de la pintura, apuntó el académico e Hijo Adoptivo de Jaca. La pintura ha permitido que las personas retratadas a lo largo de los siglos hayan trascendido a su tiempo vital, recordó, y eso es precisamente lo que ha conseguido Esperanza Altuzarra con sus obras ya que “ha plasmado no solo lo que ustedes son [en referencia a los componentes del Grupo «Alto Aragón»], sino lo que ustedes significan, que creo que es lo más importante de la exposición”.

     Otro factor que tampoco tiene que pasar desapercibido en esta muestra es el lugar “excepcional” en el que se ha instalado: el Museo Diocesano de Jaca, “el museo más importante de pintura románica que tenemos en Europa”, afirmó. “La pintura de Esperanza Altuzarra, que tiene mucha fuerza y es tremendamente moderna, es bueno que dialogue con esta pintura antigua que habla de una sociedad que comparte algo en común con la nuestra, porque el ser humano que aparece en estas obras es el mismo que ha estado en estas tierras en el siglo XII y que está en el siglo XXI, que es en el que nosotros vivimos”, señaló.

ORGULLOSOS Y ABRUMADOS
     El Grupo Folciórico «Alto Aragón» interpretó tres piezas de su repertorio, una bailada (la Jota de Ansó),otra instrumental (el Palitroque , también conocido por A madruga) y otra cantada (la jota chesa Fer Comeya, que fue interpretada por Carlos Franco). Al término de la actuación, en la Sala Refectorio, su presidente, José María Palacio, agradeció a la Real Academia la organización de esta exposición y el inesperado homenaje recibido. “Veníamos orgullosísimos y muy contentos porque éramos los protagonistas de una exposición de la pintora Esperanza Altuzarra, pero si además la Real Academia de Nobles y Bellas Artes de San Luis ha tenido a bien homenajearnos y premiar a toda nuestra trayectoria, a la labor que el Grupo Folclórico «Alto Aragón» lleva haciendo durante más de cuarenta años, he de decir que estamos abrumados”, manifestó. Este reconocimiento supone “un importante impulso y nos da muchísima energía e ilusión” para seguir trabajando en la recuperación del folclore pirenaico, porque “aún nos queda mucho trabajo por hacer”, reconoció.
     Palacio agradeció también la implicación de Javier Ferrer para que este proyecto se haya hecho realidad. “Sabemos que nos llevas siempre en la cabeza, en tus conferencias y en tus ‘pleitos’ folclóricos, pero sabemos sobre todo que nos tienes en el corazón, y estamos muy orgullosos de ello”.
     Finalmente se refirió a la artista Esperanza Altuzarra, aludiendo a una frase que la pintora mexicana Frida Kahlo decía cuando presentaba sus cuadros: “Me pinto a mi misma porque es a quien mejor conozco”. “Esperanza ha tenido la capacidad asombrosa de conocernos a todos de un plumazo y de plasmarnos en esos cuadros con una fuerza genial”, concluyó.

Semanario “El Pirineo Aragonés” Núm 6937 del 22 de Febrero de 2019 - Págs. 10 y 11





jueves, 7 de marzo de 2019

Festival Golden Ring (y 3) - Rusia 2018


05/09/2018


Ensayo después del desayuno y hoy la visita turística es en la propia ciudad de Súzdal. Ya comenté que los grandes espacios abiertos y los edificios en general de poca altura la hacían parecer mucho más grande de lo que a primera vista parece. La guía nos comenta como muestra de su pequeñez que la calle principal sólo tiene tres kms. Realmente tenemos conceptos distintos sobre las distancias entre ciudades y el tamaño de las mismas. La visita muy agradable con la guía que nos explica las cosas en español como el día anterior. Nos cuenta las características de varios monasterios, a los que no accedemos y vamos haciendo fotos de forma relajada, algunos han servido de cárceles en algunos momentos de su historia. Han tenido épocas más prósperas pues ahora parecen tener pocos monjes y algunos están cerrados. La localidad es atravesada por el rio Kamenka en cuyas orillas se
sitúan algunos de ellos y nuestro complejo turístico-deportivo. Ahora que vamos andando nos hacemos una idea más exacta de la ubicación de nuestra residencia y de su relación espacial con el resto. Nos está haciendo unos días luminosos y despejados y hasta calurosos, cosa que nos sorprende; esperábamos algo más de fresco.  Atravesando el río por una de las pasarelas que hay para peatones llegamos a un mercadillo no muy grande pero colorido. No todo es de fábrica, hay bastantes objetos pequeños que parecen hechos como trabajos
manuales. En uno de los puestos una señora más bien joven chapurrea el español, lo que nos da pistas de que no sólo chinos vienen por aquí.  Nos recoge el bus para ir a comer. Al acabar, a cambiarse y a la prueba de sonido; en esta ocasión entre la misma y la actuación hay poco tiempo y se ha visto la conveniencia de ir ya cambiados.


La actuación es de doce minutos, menos nervios y todo más engrasado. La actuación sale según lo previsto, bien. Como es la última, después de actuar todos los grupos, hay un pequeño acto oficial de agradecimiento a los participantes en el mismo escenario, reparto de recuerdos del festival que se entrega a cada director.


Para finalizar, por la noche gran cena de gala para todos los participantes, con música en vivo y baile.  La verdad que ha sido un gran festival, por el recibimiento, la comida, los recorridos turísticos y por qué no decirlo, por haber tenido poco trabajo.


06/09/2018


Mañana relajada visitando Súzdal pero a nuestro aire. En general hay quien ha
ido a comprar los últimos recuerdos para familia o amistades y quien se lo ha tomado más relajado, tomando una cerveza o simplemente paseando por la zona del mercado y adyacentes. Sigue haciendo un día luminoso y hasta un poco caluroso. Comida y a recoger el apartamento y concentrar las maletas e instrumentos en la cafetería que sirvió de recibimiento y ha sido nuestro lugar de expansión por la noche.


A la hora acordada con puntualidad milimétrica aparece el autobús para cargarlo y partir hacia Moscú. La circulación es relativamente lenta a pesar de ser por autopista, con muchos atascos, por obras y por mucho más flujo de vehículos. Parada estándar para ir al lavabo; entramos “a mogollón” sin ver que había que pagar. Una señora no sé si cuadrada o redonda, que sobresalía detrás de un pequeño mostrador camuflado en un rincón, dijo algo en ruso con voz autoritaria al tiempo que golpeaba el mostrador con un rollo de papel higiénico. La turva que
avanzábamos hacia los servicios se frenó en seco para volver sobre nuestros pasos y evaluar la situación. Como siempre José Mari, nuestro presi fue nuestra salvación, explicando el procedimiento y facilitándonos pequeñas monedas, unos céntimos de rublo que nos permitirían salvar la barrera invisible que la señora había establecido. Retomamos el viaje y cada pocos kms atasco, seguimos y lo mismo. Nuestro chófer decide salirse de la autopista y comienza una especie de recorrido algo surrealista, pasando de carreteras normales a estrechas y tortuosas para pasar por zonas sin pavimentar, tardando más de cinco horas desde la hora de partida a los alrededores del aeropuerto, ya anochecido. Al reconocer las luces y edificios exteriores del mismo, estalló un aplauso general al conductor, Anatoli, que consiguió  que en algún momento tuviéramos la mosca tras la oreja.


Pequeñas complicaciones al efectuar la facturación del equipaje, ya que en cada aeropuerto tiene sus normas,  y aquí ponían pegas con un gran bulto en el que llevábamos trajes de Hecho y Ansó y con subir dos acordeones a la zona de pasajeros, repitiendo lo que habíamos hecho a la ida. Estas complicaciones de razonar, negociar, conseguir se las comen como siempre los responsables de viaje y no siempre llegan a oídos del resto de participantes. Hay que agradecer a estas personas el trabajo extra que tienen en cada viaje, siempre pendientes de la organización del festival de  turno,  de los detalles del día a día  y del conjunto de componentes.


Una vez embarcados no hubo más imprevistos llegada a Barcelona, recogida de equipaje y ya estaba esperándonos el autobús que nos traería a Jaca. A cargar y comienza el regreso. Realizamos ya de día una parada en las afueras de Lérida para desayunar unos más frugales y otros más contundentes, iniciando el último tramo para llegar a Jaca cerca del mediodía


Un disfrute de festival.


Álvaro

viernes, 1 de marzo de 2019

Donación de una componente


BRAVO, BRAVO, BRAVO.

En este blog solemos comentar, principalmente, la vida del Grupo desde sus inicios hasta nuestros días. Unas veces historias que han pasado en estos 43 años,  otras lo que pasa en los numerosos viajes y actuaciones a lo largo del año, artículos de la prensa en los que somos protagonistas y por qué no, cosas que nos pasan a nosotros personalmente, del trabajo o de la vida normal de cada uno de nosotros.
Lo que os voy a contar hoy se refiere a este último apartado el de “nuestra vida normal”, aunque si soy sincero nada tiene de normal lo que sigue.
Por suerte para mí, suelo pasear casi todos los días por esta bonita ciudad de Jaca, por sus calles, plazas, zonas industriales, de equipamiento y por las peatonales del centro histórico, que por suerte para nosotros son cada vez mayores.
El pasado martes día 26 de este mes, caminando por la zona peatonal de la avenida Primer Viernes de Mayo, me crucé con una antigua componente del Grupo, o como todos sabéis que a mi me gusta decir componente no activo. Nos saludamos, ella como siempre con una sonrisa en la cara, y como ya es tradicional seguidamente le pregunto:
- “ ¿Qué tal, como estás?.  Ya hacía un tiempo que no nos veíamos, ella actualmente no vive en Jaca pero si muy cerca, y la respuesta fue tajante:
- “Muy bien, aunque estoy recuperándome de una operación”. Por eso de la curiosidad humana o más bien en este caso porque la aprecio, le iba a preguntar que le había pasado, pero la realidad es que no me dio tiempo a pronunciar ni una palabra, cuando su padre que la acompañaba, con gran orgullo, y no era para menos, me dijo: - “Le ha donado un riñón a su marido”. Yo que soy bastante sensible y de lágrima fácil se me hizo un nudo en la garganta y no sabía que decir, y eso es raro en mi, la única palabra que se me ocurrió fue: - “Eso es fantástico”. Estuvimos hablando un rato comentando lo ocurrido y  nos despedimos.
Ella es E.A.I., no quiero poner su nombre completo porque no sé si ella querría que lo ponga, también porque estas fantásticas personas que lo dan todo por otras, una de sus muchas virtudes es el anonimato.
Ojalá hubiera más personas como tú que son capaces de hacer lo que hiciste bien por altruismo, o bien como tú, por amor.
BRAVO, BRAVO, BRAVO.

Rafa.